Se abre la puerta para que el inacabado edificio donde la antigua sección de los sementales se integre en el colegio Simó Ballester

0

Antoni Sureda P.

Por nuestra parte, nada podemos objetar a las intensas y largas gestiones de la Alcaldesa y responsable del área de Educación Catalina Riera. De hecho, si no desde el mismo 2006 o si se quiere desde 2009, en que se firmó un nuevo e incomprensible convenio como ya denunciamos en reiteradas ocasiones por no ser compatible en un mismo edificio la actividad escolar con la de las oficinas y dependencias del IMAS y asuntos sociales.
Desgraciadamente nadie ha pedido responsabilidades a quienes a sabiendas, o lo que es peor dado su cargo, por ignorancia, de lo legalmente establecido.
Según nos informó la Alcaldesa Catalina Riera, el IMAS se desliga de todos los acuerdos y convenios firmados, siempre que el Ayuntamiento de Manacor le reintegre los 608.000 euros que abonó mediante el pago de certificaciones de obra.


Así, y si no hay sorpresas de última hora, el nuevo convenio se firmará entre la Conselleria d’Educació o su organismo dependiente IBISEC y el Ayuntamiento de Manacor. Con el nuevo convenio, tanto el inacabado edificio como el tramo de la calle Lepanto -hoy ya cortada al tráfico- pasarían a formar parte del C.E.I.P Simó Ballester.
Insistimos una vez más en no poner pegas al acuerdo, pero así y todo, la reflexión es obligada: En condiciones normales, para construir o ampliar un centro escolar, el Ayuntamiento está obligado a tener los servicios a pie de obra y aportar el solar en donde se construye el nuevo centro o la ampliación del existente. En el caso que nos ocupa, el Ayuntamiento de Manacor no solo habrá aportado el solar, sino también los 608.000 euros que tendrá que abonar a IMAS, y los cientos y pico de euros que también pagó por certificaciones de obras. Si bien es verdad que la Conselleria se gastará unos 660.000 euros en finalizar las obras, más otro tanto similar o algo más en equipamientos.


Si examinamos bien los pagos y reembolsos, la verdad es que a la Conselleria d’Educació las obras le habrán salido a mitad de precio del que le hubieran costado ejecutarlas tal y como disponen las normas y las leyes vigentes, conforme a las competencias de cada institución.
Aunque con todos los…

TODA LA INFORMACIÓN EN LA EDICIÓN IMPRESA DE “MANACOR COMARCAL”.

Deja una respuesta