2,6 años de cárcel al constructor del edificio de “Els Sementals” y a su exmujer, por fingir un divorcio para eludir el pago a sus acreedores

0

Pena de cárcel de obligado cumplimiento por fingir su divorcio y trazar una serie de maniobras para evitar pagar una deuda de 126.000 euros. Un juzgado de lo Penal de Palma ha impuesto sendas condenas de 2,6 años y 1 día al constructor manacorí Joan N.LL. y a su exmujer Antonia F.P. por un delito de insolvencia punible. La magistrada considera demostrado que los acusados se pusieron de acuerdo para que todos los bienes que tenían en común fueran para la mujer en medio de un divorcio y que así quedaran salvaguardados de un posible embargo.


La estrategia funcionó y, de hecho, la víctima, un empresario electricista de Manacor, sólo consiguió cobrar 12 euros de lo que se le debía. El condenado es el constructor de la reforma del edificio público de los Sementales de Manacor, que impulsó el Ajuntament de Manacor y quedó paralizado cuando el contratista dejó de pagar a algunos de sus acreedores que trabajaban en la obra, entre ellos el propio empresario electricista.


Los hechos arrancan en el año 2014 cuando según la sentencia, el administrador de Cimientos y Construcciones (CICO) le debe a la empresa eléctrica entre otras, una gran cantidad de dinero. Se inició un procedimiento judicial que se cerró con un acuerdo para que el empresario pagara al empresario electricista 5.000 euros al mes. Cumplió tres meses. Pero en marzo él y su mujer presentaron un convenio de divorcio: cedía a su esposa toda la propiedad de un chalé que tenían en común en Manacor. De forma inmediata, la mujer vendió el inmueble por 2,3 millones de euros y los primeros pagos terminaron en una cuenta que tenían en común. Cuando se inició un procedimiento de embargo para satisfacer la deuda, el afectado no…

TODA LA NOTICIA EN LA EDICIÓN IMPRESA DE “MANACOR COMARCAL”

Deja una respuesta